"...tengo una alfombra de jornadas y el tiempo hecho pelusa, de tanto enredarse en esa sensación pegajosa de la nada."
Comentario poemado de Noviembre 2008, escrito por J. de la Vega Z+-----[Poemas bajo tu balcón]


Aquí esgrime el Zorro+-----[SoneZtosII]+[PoetiZandoFeisbuk]+[LaSima de los Vuersos]+[DiarioÐLolita]+[Balcones]+[ZVisión+-]+[MemoriasLiteratura]+[Ilusiones]

*

Versos libres



Esta tarde, como otras
llegué a mi cueva cansado de mis tedios,
decidido a renovar
a reinventarme
a empezar de nuevo mis pequeños todos,
para ser el que era.

Porque estoy cargado con una angustia exasperante
que vomita versos,
aunque me resisto a tomarlos
y prefiero dejarlos libres
como llegan

Son pesados y al estar solos
y al ser míos,
vuelven rondando mi cabeza,
robando mi sueño,
golpeando mi pecho,
amoratando el cielo de mi boca.

Yo me niego a sus mensajes,
sus caricias,
sus indecentes toques,
que pretenden ser sin serlo
un oráculo infalible de lo obvio,
y solo augurio
para un posible muerto al filo del combate
o para un navegante intrépido
en su última tormenta.

Pero esta tarde finalmente
consentí tomarlos
y no componer soneto en esta entrada
ni endecasílabo italiano

así,
mis versos libres
avanzaban sin miedo desde dentro
y yo los transcribí casi a capella
borbotones saliendo de mi boca
sin más forma que aquella que trajeron:

Temo el fondo de algo, y no sé el qué

llegué al negro de mí, y no sé cómo

si estar es lo que soy, no quiero serlo

si el ser es éste estar, no quiero estarlo


No paro de sufrir por lo que pierdo

ni puedo ya evitar el lamentarlo

y al no poder salir para buscarlo

mi oscuro nace, hondo en cada intento.


Me giro sin dormir y sin sentido

me asomo al precipicio del olvido

despierto con dolores y amargado.


Proyecto lo que fui, lo no explorado

y apenas reconozco en mí, el reflejo

de un ser que siendo yo, fue mi pasado.


J. de la Vega Z+


Safe Creative #1101228315385

21 esgrimieron la palabra +-----:

elisa...lichazul dijo...

sus versos libres me hipnotizaron
será porque salían a borbotones intrépidos y desafiantes, sin reglas ni escuelas marcadas
LIBRES así es como me gustan más:)

besos y buenas energías siempre Jesús, tenga una semana preciosa!!

Pedro Ojeda Escudero. dijo...

Querido Sr. de la Vega, sea usted pruedente con el verso libre, es adictivo. Escoja el ritmo que escoja, lo borda.

Gizela dijo...

Estoy al 100% de acuerdo con los dos comentarios que me anteceden
A mí en lo particular me encanta usted en este libertario modo de despeñar versos.
No vaya a creer que no he admirado y disfrutado cada uno de sus geniales y hermosos sonetos…pero, yo, lo prefiero así, en caída de versos libres que se amarran a mi espíritu y me acompañan en mis reflexiones, cuando es el caso, o simplemente en un delicioso arrobamiento abrazador
(Además de la dosis de envidia, ante su capacidad de escribir sonetos que nubla mi objetividad y mi subjetividad jajajaja)

Lo leía y recordé que esta semana, en un libro leí un apartado de José Enrique Rodó:
“Cada uno de nosotros es, sucesivamente, no uno, sino muchos Y estás personalidades sucesivas, que emergen las unas de las otras, suelen ofrecer entre sí los más raros y asombrosos contrastes” Motivos de Proteo.

En mitigo de mi infinita ignorancia, fui a buscar en la Red a este autor y estoy leyendo la referida obra, y vienen a mí ciertos párrafos, al leer la profundidad de sus versos.
Un oscuro “nace” repetidamente en nuestra existencia .
Creo que es una de nuestras personalidades, que siempre está ahí en el crisol de lo que somos, y puja con las mismas energías que las otras personalidades, para convertirnos en el SER que somos. Pero somos nosotros los que podemos inclinar la balanza de una u otra de las personalidades que nos cohabitan
Dice el autor:
“Quien, con ignorancia del carácter dinámico de nuestra naturaleza, se considera alguna vez definitiva y absolutamente constituido, y procede como si lo estuviera, deja, en realidad, que el tiempo lo modifique a su antojo, abdicando de la participación que cabe a la libre reacción sobre uno mismo, en el desenvolvimiento de la propia personalidad”.
El autor expone en la obra, que no sólo en la vida de las colectividades,hay lugar para los "sacudimientos revolucionarios"

Gizela dijo...

Y añade esta aprendiz: en nuestra vida humana los sacudones revolucionarios se dan cuando nos reconocemos inmersos en el oscuro que versa, en su bellísimo poema.
Copio del autor.
“No hay desventaja o condición de inferioridad que no goce de compensación relativa; y el cambiar por tránsitos bruscos y contrastes violentos, si bien interrumpe el orden en que se manifiesta una vida armoniosa, suele templar el alma y comunicarle la fortaleza en que acaso no fuera capaz de iniciarla más suave movimiento: bien así como el hierro se templa y hace fuerte pasando del fuego abrasador al frío del agua”.
El autor aboga por un cambio consciente y orientado, siempre. Me impactó su lapidaria frase:
“O es perpetua renovación o es una lánguida muerte, nuestra vida”. Conocer lo que dentro de nosotros ha muerto y lo que es justo que muera, para desembarazar el alma de pesos inútiles y regalarnos la oportunidad con cada sol de una nueva conquista, nuevo premio, y no usufructo de triunfos que pasaron
Ya me pasé de largo…como siempre jajaja!!!
Pero le dejo el cuento que narra en la obra, para darnos un ejemplo en el accionar de un niño…los mejores sabios y espejos donde deberíamos siempre reflejarnos
Jugaba el niño, en el jardín de la casa, con una copa de cristal que, en el límpido ambiente de la tarde, un rayo de sol tornasolaba como un prisma. Manteniéndola, no muy firme, en una mano, traía en la otra un junco con el que golpeaba acompasadamente en la copa. Después de cada toque, inclinando la graciosa cabeza, quedaba atento, mientras las ondas sonoras, como nacidas de vibrante trino de pájaro, se desprendían del herido cristal y agonizaban suavemente en los aires. Prolongó así su improvisada música hasta que, en un arranque de volubilidad, cambió el motivo de su juego: se inclinó a tierra, recogió en el hueco de ambas manos la arena limpia del sendero, y la fue vertiendo en la copa hasta llenarla. Terminada esta obra, alisó, por primor, la arena desigual de los bordes. No pasó mucho tiempo sin que quisiera volver a arrancar al cristal, su fresca resonancia; pero el cristal, enmudecido, como si hubiera emigrado un alma de su diáfano seno, no respondía más que con un ruido de seca percusión al golpe del junco. El artista tuvo un gesto de enojo para el fracaso de su lira. Hubo de verter una lágrima, mas la dejó en suspenso. Miró, como indeciso, a su alrededor; sus ojos húmedos se detuvieron en una flor muy blanca y pomposa, que a la orilla de un cantero cercano, meciéndose en la rama que más se adelantaba, parecía rehuir la compañía de las hojas, en espera de una mano atrevida. El niño se dirigió, sonriendo, a la flor; pugnó por alcanzar hasta ella; y aprisionándola, con la complicidad del viento que hizo abatirse por un instante la rama, cuando la hubo hecho suya la colocó graciosamente en la copa de cristal, vuelta en ufano búcaro, asegurando el tallo endeble merced a la misma arena que había sofocado el alma musical de la copa. Orgulloso de su desquite, levantó, cuan alto pudo, la flor entronizada, y la paseó, como en triunfo, por entre la muchedumbre de las flores.
BESOS MUCHOSSSS y lindo domingo
Y no me odie por ponerme tannnn larga y necia jajajajajaja

Señor De la Vega dijo...

[elisa...lichazul] Mi Querida Señora,
¡Quién fuera de carne y verso libre! para hipnotizarla serialmente y que respondiese a mi voz cada día que despertase.
Mañana empezaré mi curso de aprendiz de mago, con fregona y cubo, mientras practico los cantos de su hechizo, y me asomo al pozo vertical que comunica mi tierra con su tierra.

Besos e igualmente le deseó buena semana, Elisa,
Suyo, Z+-----

Señor De la Vega dijo...

[Pedro Ojeda Escudero] Mi Señor Ojeda,
Yo soy adicto a todo, por eso me contengo y me guardo.

El ritmo no es difícil, al humano le es innato (como mucho se pierde), más complejo, estará de acuerdo conmigo, es crear melodía con las cosas que se dicen, y que al resonar en la cabeza propia, y del lector u oyente, se complementen con el ritmo y nota ajena, creando la armonía.

Gracias y Suyo, Z+-----

Señor De la Vega dijo...

[Gizela] MI Señora Gizz,

Para ser original en lo que uno dice, debemos recurrir a la fantasía de lo absurdo, porque si transcribimos sentimientos, más o menos, muchos acabamos coincidiendo, y es lógico que así sea, por algo lo de humanos.

Lo único que nos diferencia, es en el modo de expresarlo, y ahí cobra importancia la palabra, la música, la pintura y en general las artes.
Porque para gloria del entretenimiento, estas artes permiten infinitas combinaciones para expresar la complejo de lo simple y lo sencillo de lo inexplicable, y así, aunque caemos en temas recurrentes: amor, dolor, vacío, pérdida... temor, beso, caricia, viaje, gozo... los retomamos una y un millón de veces, en gira que te gira, sin cansarnos.

El Señor Rodó, ya desde su infancia de prodigio, seguro que asumía sus cambios y la multiplicidad con ello, también apuesto que no le resultó difícil resumirlo en tan acertada frase y en el resto de su obra Motivos de Proteo.
El problema aparece en nuestra falta de preparación para enfrentar lo indeseado, o cuando esos cambios llegan sin luz y en lo oscuro perdemos cualquier referencia, y justo allí el Yo que necesitamos, no nos acompaña.

Mi Señora, no odio a nadie, y justo el efecto contrario me produce quien me escribe, y aún más, si lo hace para sumar palabra.
Necedad, sin duda, sería no quererla.

Besos y Suyo, Z+-----

Merche Pallarés dijo...

Chiquillo, vuesa merced es un GRAN poeta y ¿cómo es que no ha ganado el Nobel o el Príncipe de Asturias? Es que los jueces ¿no leen los blogs donde se encuentran los grandes genios literarios de nuestra época? ¿eh? Pues a ver si se enteran. Siempre a sus pies, M.

Señor De la Vega dijo...

[Merche Pallarés] Mi Señora Merche,

No se ganan esos premios por un poema, aunque sea el más repetido o bello del mundo, ni por un texto, si solo fuese uno y el mejor posible. ( Y aunque me falta un punto y coma por lograrlo, ninguno de los dos es todavía mi caso, aunque casi casi estoy por conseguirlo :-(

Más mal que bien, se otorgan a personajes que a personas, que habiendo hecho grande algo o siendo en su sector poderosos, podrán obtener los organizadores de ellos, prestigio y provecho con premiarlos. (Parasitismo o como mucho simbiosis, por intereses varios, ambas partes)

Véase el Premio Nobelmente Inmoral de la Paz 2009 a Obama o aquel de la Cooperación del Principe de Asturias 2006 con un montante de 50.000€ al hombre más rico de la tierra (Bill Gates).
A mi no me gustaría, siquiera formar parte de esos jurados donde la ética es papel de baño y se visten de pingüinos para frotarse las manos y reírse entre ellos (de nosotros).

Pero, además existe otra premisa, para ganar cualquier premio, antes hay que jugarlos.

Pero a este chiquillo, no le guía el azar, solo el azahar que de balcones prende, por eso soy héroe romántico e invisible, o casi, ya que usted me observa cuando salgo ;-)

Besos y Suyo, Z+-----

Gelu dijo...

Buenos días, de nuevo, Señor De la Vega:

Me gustan sus versos libres, su(s) soneto(s), y seguramente -como a todo el mundo- alguna de sus adicciones.

No tengo suficiente confianza para decirle, ¡ay, chiquillo!, pero ¡qué poca gracia me hacen los premios. Ya desde pequeña, en la escuela de párvulos, comprobé que había truco en las concesiones y repartos.
Ah, y no piense que es invisible. Se engañaría.
Le pongo un enlace:

Fantasía-El aprendiz de brujo

Saludos.

mujer asilvestrada dijo...

Mi Sr. se le derraman los versos, sin que presa ni fierros los contengan y en ello ganamos los que le leemos.

Y hoy le amanecieron nublados y hermosos, con regusto a nostalgias almizcladas. Y sus letras a modo de signos-ladrillos construyen invisibles, pero densos, estados de ánimo.

No desespere por no "ser" o "estar" en el que "fue", que si habitó el pretérito perfecto simple, bien pudiera, si desea, metamorfosear su "ser" actual en copretérito y para ello es condición ineludible el "ser" y "estar".

Y no caiga preso en el “meme” de "reinventarse", que el que se inventa (al cuadrado), es que ni es, ni tampoco fue.

Un beso

mujer asilvestrada dijo...

Y con tanto "ser y estar" se me olvidó que vine a traerle un regalo:


http://www.youtube.com/watch?v=NkmXnZwDGV8

Merche Pallarés dijo...

Ay, mi querido Zorrito, gracias por su explicación premiadora. Y, sí, seguirán los grandes como vuesa merced, desterrados al ostracismo premial porque en este mundo bloguero (que seguro que los GRANDES como Lorca, Machado, Cernuda, et al, hubiesen participado) no hubiesen tenido su merecida repercusión. Pero ¡LLEGARÁ! el momento que se valorará este ingenio bloguero (claro, cuando ya sea tarde...) y seguro que sus descendientes disfrutarán de su frutos. ¡Qué mierda de vida! A sus pies, M.

María dijo...

Cuando publicas versos en tu blog, me alegra mucho, porque me encanta leerte de esta manera, amigo Sr. de la Vega, con versos que nacen de tu interior de manera fluida inteligente mágica y son derramados cálidamente como suaves melodías sobre la pantalla.

Versos libres que fluyen sobre tu teclado, bordados de ti.

Preciosos versos.

Mi aplauso fuerte.

Y un beso.

Señor De la Vega dijo...

[Gelu] Mi Señora,
Yo en parvulitos tenía una maestra, que nos gritaba: ¡en silencio todos, no quiero ni un parpadeo, ojos abiertos!.
Yo me concentraba con ahínco en no cerrar los míos (como con pinzas).
Es mi primer y casi exclusivo recuerdo de esas clases de la infancia.
Todavía puedo conseguirlo (no cerrar los ojos) por minutos, mirando fijamente a alguien sin bajar los párpados.

Nunca recibí premio por aquello en mi parvulario, pero seguro que si me empeño, podría obtener sino un premio, si un Record Guinness al más tonto.

Aprendiz de brujo, aprendiz de todo.
Gracias y Saludos,
Suyo, Z+-----

Señor De la Vega dijo...

[mujer asilvestrada] Mi querida Señora,

Qué hermosa descripción de mis humildes versos, su primera parte.

Qué original la segunda, le juro, que jamás me habría planteado el análisis morfosintáctico del soneto, entre otras cosas, porque en la asignatura de lengua, apenas aprobaba y no es lo mío. Desconocía incluso ese término verbal de 'copretérito', para el pretérito imperfecto.
Pero de estos versos míos, ni siquiera me planteé ni métrica ni acento, salieron mientras volvía a mi casa, y según los pensaba los grabé en mi móvil, porque mi memoria es como mínimo negada.

Por otro lado, tiene toda la razón y estoy de acuerdo, ‘reinventarse’, no sé si es ‘meme’, pero es un vocablo memo. Aunque, tampoco usaría ‘metaforsearme’ ese es kafkiano como la estrofa analizada, pero además ‘forsearme’ es feo y suena a bicho, mientras la estrofa es bella.

Si tuviese ahora que escribir mi propósito, evitaría la redundancia (aunque sea más tropo) y eliminaría: “a renovar/ a reinventarme

Gracias por recordarme que antes que conjugarse es necesario ser y estar,

Besos y Suyo, Z+-----

Nota: Su regalo, son variaciones del virtuosismo desde un posible síndrome de Asperger; lo bello unido a lo inquietante.

Señor De la Vega dijo...

[Merche Pallarés] Mi Señora Merche,

Aunque Maslow asegurase en su famosa Pirámide, que todos tenemos la necesidad de reconocimiento, y yo estaré aunque no lo quiera, como masa en ese lodo. No es, ni fue, ni será la razón de esta cueva ese, en teoría, peldaño necesario.

Cubre sí, este espacio y lo que escribo, mi necesidad de alojo, también guarecerme y protegerme, ahora en el cuarto año, muchos afectos crecen y he tendido, y por supuesto, nació para expresarme en la palabra, dejarme ir por donde quiero, en lo que creo, sin freno y sin coartarme.

No siento el ostracismo de una Polis en la que nunca estuve, vivo en mi guarida (hoy acompañado, gracias), no deseo otra ciudadanía.

Tiene razón en que un día, espero que seres a los que amo y quiero, lean lo escrito y me comprendan, pero no buscaré de ellos su reconocimiento, su premio, y sí que entren en lo que fue mi mente y me hagan suyo en la suya.

Muchos besos, (de vaya mierda, nada) usted es mi premio.
Z+-----

Señor De la Vega dijo...

[María] Mi Señora,
Gracias, sé que usted disfruta la poesía, la escribe y la comparte; esa faceta a ambos nos alegra.

Pero también alegría mi querida María, si me permite que la interprete, porque en mi poesía intimista, mis palabras no la sitúan en el borde de la duda en lo que digo, cuando al leernos nos cruzamos por caminos a veces oblicuos y otros tangentes o distintos en nuestras reflexiones vitales o sociales.

En otras ocasiones razonamos en la misma onda y hacemos la ola más grande, más ancha y más durable, pero más monótona ;-)

Más besos,
Suyo, Z+-----

Gelu dijo...

Buenas tardes, Señor De la Vega:

Me encantaba hacer concursos de ‘aguantar miradas’. Solía ganar siempre.

Hace mucho tiempo que no practico ese juego. A ver si encuentro un rival adecuado, para comprobar si sigo en forma.

Saludos.

HoneyBB dijo...

Mi recuerdo de parvulita se parece tanto al suyo porque es muy distinto. Recuerdo una sola tarde, una habitación pequeña, porque no era un aula, donde se filtraba un doradísimo rayo de luz vespertina cuajado de motas flotantes que a mí me parecían oro en polvo jugando a tomar formas -cuántas tardes me habrá bajado de mi áurea contemplación una voz un poco más alta que la otra-. Silencio, una voz tranquila decía "un crayon" y unas manos mostrando un lapiz de esos desnudos de todo lujo. Lo sacaba con cuidado de una caja cuadrada de metal, de las antiguas de galletas. "Un crayon", y yo, con los ojitos muy grandes dispuestos a absorber el mundo, repetía "un crayon, mademoiselle".

El verso libre tiene la fuerza arrolladora de lo inmediato, de lo salvaje, de lo que está en bruto. De lo más preciado. No lo ahorque, no lo pula, no lo prostituya, no lo modele.

Un beso al reflejo de su proyecto de si que no reconoció, pero que sí fue y que sois vos.

BIPOLAR dijo...

libres para crear y esclavos al construir.

palabra, rima y pensamiento
la erótica está en la intersección